Desde que me dedico a este oficio, nunca ha habido cambios tan transcendentales. Es difícil enumerarlos en un corto artículo, pero mencionararé algunos. Aparición y potenciación de redes agenciales, aparición de la banca como un actor que legalmente puede vender seguros, líneas directas, internet ….¿Hacia donde va el sector de los seguros?

Finalmente nos encontramos con que hay más vendedores que compradores, lo que hace un mercado difícil, duro y donde demostrar la aportación de un profesional no  es valorada por todos.

Voy a explicar un par de tendencias que se han dado o están dando.

La primera es la guerra de precios que ha existido durante la crisis. Durante 5 años y aún hoy algunas compañías y para algunos riesgos, ofrecen precios por debajo del umbral de rentabilidad. A esto se le llama dumping y está prohibido. Nadie hace nada.

El segundo es la reducción drástica de las estructuras empresariales de las compañías. Donde antes habían 4 técnicos para cotizar riesgos complejos hoy hay uno, y le queda poco para jubilarse. Donde antes habían 5 comerciales en una sucursal para dar servicio a corredores, hoy hay tres y preocupados por mantener su puesto de trabajo. Esto repercute en el servicio que recibimos los corredores y por ende, en el servicio que recibe el cliente. Es asimismo consecuencia de un estrechamiento de los márgenes y  del sufrimiento de 5 años de guerra de precios.

En provincias, el tema empeora. Grandes compañías tienen una persona responsable para dos provincias como Tarragona y Lérida, por ejemplo. Ésta debe dar servicio a todas las incidencias de corredores, agentes ….  Todo lo demás, está centralizado en la territorial, con cada vez menos personal.

Mi opinión es que es temporal. Es un vaivén del sector, iniciado por los grandes y seguido por aquellos que creen que lo que hacen los más grandes es lo correcto y que temporalmente mejorará su cuenta de resultados.

La realidad del corredor es que cada vez debemos dar un servicio más asesorado y personalizado para mantenernos en el sector.

La realidad de la compañía, es que cada vez tienden sus estructuras a dar un servicio menos asesorado y despersonalizado. Es decir, vamos en direcciones diferentes.

Empezarán a hartar a corredores y agentes y supongo que tendrán que replantear su estrategia para no perder cuota de mercado. Mientras, los clientes y los corredores a sufrir para intentar llegar donde las compañías no llegan.

Martín y Cachón Insurance Brokers es una correduría mediana. Tenemos más personal que muchas compañías pequeñas. Y en nuestra oficina de Reus, tenemos más personal que casi todas las compañías con delegación en la provincia de Tarragona. Algo falla.

Siempre he pensado que en un mundo ideal de las compañías, los corredores no estaríamos.  Escribí un artículo hace poco titulado “ Los corredores,  una mosca cojonera para las compañías”.

Ellos quieren obtener más beneficio, tener más cuota y presencia. Lo cual es lícito.

Interesa un sector donde el cliente esté en contacto directo con la compañía ¿

Interesa un sector donde el  corredor pierda interlocución y no pueda solventar los problemas de los clientes por reducción de las estructuras empresariales de las compañías ¿¿

Yo honestamente, creo que no.

Esperemos que esté en lo cierto y sea, por el bien de todos, una moda pasajera.

https://www.myc.es/index.php/blog/

https://www.linkedin.com/in/andresmartincachon/

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Muchas Gracias

Contestaremos a su consulta a la mayor brevedad posible. Gracias por confiar en nosotros.

Tiene alguna Duda ?¿ Consúltenos !!
Nombre
Necesitaremos su email para contestar a su consulta